2016-01-08

Bóxer

El bóxer alemán o bóxer es una raza canina alemana de trabajo y compañía, tipo moloso, que tiende a un tamaño mediano. Su particular conformación hace que sea un perro que no siempre puede ladrar, salvo cuando la ocasión lo amerita o en estado de

Las orejas y la cola son dos de los elementos de la morfología de estos perros que se arreglan por razones de estética, sin embargo, en varios países europeos las amputaciones están prohibidas, así que cada día es más aceptada la apariencia natural sin amputaciones. La llevan generalmente cortada corta y hacia arriba, cortar su cola causa desequilibrio ligero, pues biológicamente su función es darle más equilibrio en sus movimientos.
Es un perro fiel, vigilante y activo. Requiere de ejercicio regular para evitar problemas de comportamiento, y adiestramiento para encauzar su energía. La raza tiende a ser dócil y leal a su familia, sin embargo, puede ser feroz, dominante y territorial, por lo que es necesario socializarlo desde temprana edad, ya que puede atacar con gran velocidad y potencia a otros perros (especialmente a los machos) cuando alguno de los suyos es agredido o prevé que puede serlo.
Los principales problemas de salud en la raza son la propensión al cáncer, enfermedades del corazón, tales como estenosis aórtica y la miocardiopatía arritmogénica del ventrículo derecho (la llamada «cardiomiopatía arritmogénica del bóxer»), hipotiroidismo, displasia de cadera, mielopatía degenerativa y epilepsia; otras condiciones que se pueden encontrar son: dilatación gástrica y torsión gástrica (hinchazón), problemas intestinales, y alergias (aunque éstos últimos pueden estar más relacionadas con la dieta).
Ocasionalmente se observa entropión, una malformación del párpado que requiere corrección quirúrgica, y algunas líneas tienen tendencia hacia la espondilosis deformante, una fusión de la columna vertebral o distocia. Otras condiciones que son menos comunes, pero ocurren con más frecuencia en los bóxers que en otras razas, son la colitis ulcerosa histiocítica (a veces llamada «Colitis del bóxer»).